El día de ayer fuimos testigos de un baile propinado por los recién ascendidos Xoloitzcuintles de Tijuana, y está claro que como había adelantado en Twitter: «Una cosa es perder, y otra es ser arrollado» Algo que vi, que no debe de ser excusa, es el juego a media semana, se quiera o no fueron la mayoría de los once iniciales y hay un desgaste físico y más que es un viaje largo hasta otro país, es algo que mucha gente no vee.

Yo por eso no me alarmo, pero eso sí, se ve cuando algunos jugadores no dan nada de su parte y para mí los dos principales fueron: «Chato» y Ludueña. Se me hacen los dos jugadores mas displicentes de todo el equipo, y no puede ser. Son de los que más ganan dinero, sueldo, o como le quiera llamar. A pesar de que era el cumpleaños de el «Chato» no se hizo valer esto, que lástima por estos dos que a mi parecer tienen la capacidad y la habilidad suficiente para ayudar a este equipo, que tiene hambre de triunfo y de ganar.

Por otra parte, la verdad fueron goles muy «inocentes» un pase mal hecho, la pasan tiran a gol, el otro no midió bien el balón le ganan el forcejeo y se mete de una forma muy sin chiste, pero insistó, GOL vale lo mismo, si lo metes con la nariz, muslo, lo que sea no debe ser ni con estilo, ni con clase, un gol siempre valdrá lo mismo, con que entre el balón, y este juego es de meterlas, no haber quién tiene mas clase ni quien se quita más.

Y la moraleja que nos dejó el Tijuana fue algo que debemos aprender de ellos para futuros encuentros y partidos. Por qué ellos todo el juego tuvieron y le pusieron siempre… «ganas» por no decir de otra manera, todo el partido no dejaron de correr, atacando, como debe ser, encerrarse es lo peor que puede ser un equipo y más en casa, los Xolos hubo momentos en los que parecía local, fue tan feo el baile que tuvieron en algunos minutos que eso parecían.

También otra cosa que nos deja es ir siempre hacía adelante, no importa ni el lugar ni el rival, nunca debe importar, debes de atacar como lo vienes haciendo en otros encuentros, darle el balón al oponente es lo peor que se puede hacer, y más cuando tienen jugadores habilidosos como el mismo Arce, Dayro Moreno, Arevalo Ríos, Etc.

Fue una noche dorada para Arce, metió un gol en la casa de su antiguo equipo, dejó callado a la afición que por un momento la abucheo, que mas pudo pedir, pero OJO el siempre centrado hasta sus declaraciones, no celebró en el gol y sus declaraciones fueron positivas acerca de el Santos, que en el segundo tiempo dejo de ser el «Somos mas Santos»

Así que animo gente no pasa nada, es la cuarta jornada, falta mucho para reestructurar y para quitar y poner cosas, poner en orden todo, a seguir apoyando que todavía vienen partidos difíciles como esté por qué Xolos no fue cualquier rival, fue un rival de respeto y de cuidado, así que con cuidado en este fútbol no se puede confiar en nadie, si no pregúntenle al América y al Estudiantes.

Twitter | @HuggoCarrillo

 

Foto | Azteca Deportes