Cambios a nivel directivo, 7 fechas sin poder ganar a inicio de temporada, 3 partidos que nos quitaron el aliento (Cuando Vuoso falló el penal contra Gallos, la lesión en el hombro de Oswaldo y el partido de las lágrimas contra Pachuca), jugadores poco comprometidos (Marcón) y jugadores que jamás se cansaron de luchar.

Sin duda alguna el Clausura 2007 fue uno de los torneos más críticos e históricos de Santos Laguna. El viejo Corona fue testigo de la etapa “Del infierno a la gloria”. Y es que no hay mejor forma para describirlo.

Y las lágrimas son inevitables cuando se recuerda aquel domingo de salvación contra Cruz Azul. Teníamos que ganar y aparte esperar la derrota de Querétaro. La esperanza nunca murió y la Comarca salió entera para apoyar a sus Guerreros. La comunión vivida aquel día me dejó marcado toda la vida.

En las iglesias retumbaba el ¡Santos no se va! Los automóviles estaban pintarrajeados por todos lados con leyendas de apoyo y no tengo la menor duda que ese día se recodará por siempre en La Comarca Lagunera.

http://www.youtube.com/watch?v=sLSG4r4r-GQ

Después la gloria llegó. Un torneo histórico y uno de los 3 mejores equipos vistos a lo largo de 28 años. En semifinales se cayó contra Pumas pero si ustedes lo recuerdan se cayó con mucho honor. Demostrando que ¡Un Guerrero nunca muere!

http://www.youtube.com/watch?v=wr0zpZIIE9s&feature=related

Poco tiempo y mucha historia. ¡Felices 28 club de mis amores y que sean muchos más!