Luego de una demostración de actitud y vergüenza deportiva, con una cara totalmente diferente a la de los juegos mas recientes, Santos Laguna mostró el buen fútbol que había olvidado y sacó el triunfo a domicilio ante el Colorado Rapids de la MLS con marcador de 4 a 1 en la fecha 3 de la CONCACAF Liga Campeones. Con goles de Ludueña, Peralta, Quintero y Suárez, el equipo lagunero obtiene tres puntos que lo dejan ubicado en la cima del grupo B junto al Isidro Metapán, ambos con 6 puntos.

En esta oportunidad Lalo Rergis no se guardo nada para encarar a un rival que llegaba como el líder del sector y favorito natural para llevarse el triunfo. A diferencia del recién desempleado Diego Cocca, el DT interino salio a jugar con cuadro de lujo y vaya que la fórmula funcionó. Con la presión por no perder mas puntos en este certamen, Rergis echo mano de los titulares. La central comenzó resguardada por Figueroa y Hoyos, mientras por las bandas estuvieron Estrada y Morales. El poder ofensivo de los laguneros recayó en Peralta, Suárez, Quintero y Ludueña. Todo el arsenal desde el inicio.

Desde el comienzo del partido se notaba un ambiente diferente en la cancha. Los jugadores salieron relajados, sonrientes. La tribuna estuvo volcada desde el inicio con los albiverdes. Y conforme sucedieron los minutos fuimos testigos de una gran demostración por parte de la mayoría del plantel santista. Comenzando con un Daniel Ludueña irreconocible, sin duda el jugador del partido. Si bien es cierto que el cordobés ya venía en una curva ascendente, en esta oportunidad nos demostró que la columna vertebral del equipo es el, y solo el. En la medida en la que el Hachita se conecta con sus compañeros, se crean las ofensivas más peligrosas. Y quedo demostrado apenas pasados 13 minutos, cuando con la pelota a placer el argentino saco un disparo con la parte externa de su privilegiado zapato izquierdo para mandar la pelota colocada al poste derecho del arquero rival, que dicho sea de paso colaboro en algo con la anotación santista. Bien por Daniel por intentarla de media distancia!

De por si el planteamiento del Rapids no fue lo ideal, con la anotación tempranera de Ludueña se descompusieron. Los santistas tocaban a placer y los laterales utilizaban las bandas cual avenida en domingo. La confianza regresaba a los laguneros, que comenzaron a hacer esas jugadas a las que nos tienen acostumbrados, esas de primer toque y con bastante intención. Precisamente luego de una gran triangulación entre Quintero y Estrada, el Guty sirvió para Peralta quien pareciera estar un poco adelantado y remato a placer para anotar el segundo para la causa.

Mención aparte para el gran Oswaldo Sánchez quien ya casi para finalizar la primera parte tuvo una doble reacción para colgar el cero en su portería. Sin duda un par de jugadas clave, pues de encajar su gol los locales, el panorama sería diferente para los laguneros en el complemento. Oswaldo sigue pesando para bien del equipo. Comenzando la segunda mitad vino una acción desafortunada para Salinas, quien tuvo que ser reemplazado luego de una muy ruda jugada donde recibio un codazo que lo hizo sangrar profusamente. Pareciera que el equipo no logro compensar la salida del joven pues a partir de aquí bajaron las revoluciones y se dedicaron a pasear la bola por su campo.

Los dos goles restantes surgieron por la pésima ubicación de la defensiva local, que se empeño en jugar al fuera de lugar. Primero Quintero y luego Suárez, fueron los encargados de poner su nombre a las siguientes dianas laguneras. A partir de aqui Santos jugo a medio gas, cada jugada era coreada por la afición y cedieron la iniciativa al Colorado que descontó por medio de Mullan ya casi en la recta final del encuentro.

Un par de cosas quedaron claras hoy: la actitud y las ganas de los jugadores fueron muy diferentes a las que nos habían mostrado con anterioridad. Parecería que por arte de magia y ante la salida de Cocca los santistas se acordaron que saben jugar fútbol. Y que lo saben jugar bien. La segunda, y aunque me eche encima a bastantes: la afición santista y mexicana que acudió al Dick Park Sporting hoy por la noche hizo mas ruido y alentó mas durante todo el encuentro, que toda la fanaticada que ha estado en el Corona es los juegos de local de esta y varias temporadas atrás. Duele admitirlo, pero los paisanos nos han demostrado como se apoya a nuestro equipo una vez que ya están instalados en sus asientos. Si bien los resultados no se han dado, debemos tomar como muestra el apoyo que durante todo el juego tuvieron los nuestros para replicarlo en el próximo partido de locales.

Hoy Santos Laguna nos regreso la sonrisa a la cara. Hoy los guerreros se comportaron a la altura y nos hacen ilusionar con un regreso del buen futbol. Hoy vimos al Santos que queríamos ver desde hace mucho, hoy gritamos los goles que teníamos guardados en la garganta de varias fechas atrás. Bien hecho por el plantel, pero sobre todo, bien hecho por Lalo Rergis que no experimentó y salio a ganar. Y normalemente, cuando llegas con esa convicción ganadora, el resultado llega por sí solo. A seguir con los buenos resultados.

awante!

 

twitter | @berortiz @pasionguerrera

foto | Récord