Mal por la afición. Mal por el equipo. Mal por los jugadores. Mal por el resultado.

Mal por la afición. Apenas comenzó el torneo y vimos un Estadio Corona como al 80% de su capacidad o tal vez menos, desde el torneo anterior estuvimos haciendo énfasis en que la afición no estaba yendo al estadio, incluso en los partidos de liguilla no se estaba llenando.

Desconozco cual es en realidad el motivo por el que la afición lagunera no está llenando el precioso inmueble del Santos Laguna, y surgen varias voces al respecto, hay quien dice que es porque la directiva se ha alejado de la afición, otros dicen que es debido a los incrementos en el precio de los boletos, hay también quien dice que se debe a que los jugadores no le echan ganas y algunos más dicen que extrañan el viejo Estadio Corona.

No vengo a defender ninguna postura, solo les quiero dar mi opinión: Señores, la directiva hace su trabajo, no debe olvidársenos que esto también es un negocio, en cuanto al incremento en los boletos, créanme que no es el estadio más caro del país, aunque sí uno de los más caros, pero si queremos tener jugadores de primer nivel pues hay que pagar el precio, no solo de patrocinios vive el equipo.

¿Los jugadores no le echan ganas?, bueno, llegaron a la FINAL, y en los últimos 4 torneos han jugado TRES FINALES, no porque alguien tenga una mala tarde o se eche a la hamaca vamos a decir que todo el equipo está igual y que por eso no los vamos a apoyar.

Y en cuanto al viejo Corona, Señores, YA OLVÍDENLO, YA NO EXISTE, ¿extrañamos el ambiente y el peso específico del estadio hacia los contrarios?, pues vamos a hacer lo mismo en este nuevo estadio, es el que tenemos, no tiene comparación alguna y nos toca a cada uno de nosotros hacerlo pesar y que vuelva a ser LA CASA DEL DOLOR AJENO.

Si seguimos así, créanme que lo único que vamos a lograr es que como en otras plazas, absolutamente todos los partidos de local sean exclusivos en pago por evento, después no vayamos a quejarnos.

Mal por el equipo. Porque la verdad el funcionamiento dejó mucho qué desear, sí hubo llegadas de ambos bandos, pero sinceramente fue un partido bastante aburrido.

Es verdad que tuvieron poco descanso, que prácticamente no hubo pretemporada y que faltaron elementos importantes como Oswaldo Sánchez y Felipe Baloy, pero tampoco es posible que pierdas el ritmo tan fácilmente en poco tiempo, yo supongo que los jugadores como atletas de alto rendimiento que son, deben mantenerse en forma aún y cuando estén de vacaciones.

Mal por los jugadores. Y vuelvo a hacer referencia al párrafo anterior, el cuerpo técnico tendrá que trabajar arduamente para volver a poner al equipo en forma. Y aparte de esto, ya comenzamos con las tarjetas y tuvimos al primer expulsado. Y Becerra tuvo una salida infame que de no ser por la mala puntería del rival, habría significado la derrota.

En el torneo anterior, Los Guerreros fueron uno de los equipos que lideró la nada célebre lista de tarjetas amarillas y rojas, tanto en torneo regular como en la liguilla, por ello no contaron con 2 de sus titulares indiscutibles, y ahora tampoco contarán con César Ibañez por expulsión ni con Santiago Hoyos por lesión.

Mal por el resultado. Sin menospreciar al rival, se antojaba para que Los Guerreros sumaran sus primeros 3 puntos estando en casa y ante un equipo que por lo menos en el papel parecía accesible. Estos puntos que se dejan ir en casa son los que al final hacen la diferencia.

Que esto nos sirva de lección a todos, jugadores, directivos, medios de comunicación y afición, no se pueden encender los focos rojos apenas al inicio del torneo, todos unidos y todos a apoyar.

ANIMO GUERREROS!!!…

Contacto vía twitter: @pasionguerrera  |  @napoleonname

 Foto: terra.com.mx