Y la pregunta obligada: ¿Qué sentiste al ser campeón de nueva cuenta?, y si escribo ¡que sentiste!, porque este logro es de todos. Ya que,  No solo el club sufría con las derrotas en las finales, también lo hicimos nosotros, por tal motivo ver por fin como santos levantaba la copa, saber que la anhelada cuarta estrella había por fin llegado, fue una satisfacción, una serie de sentimientos que con justa razón a algunos nos hicieron llegar hasta las lagrimas.

¿Orgulloso de ser santista?…. claro que sí, no solo es orgullo, son millones de justificaciones las que encontramos para decir con una gran sonrisa soy guerrero, sufrí, llore, grite, y también he pasado todos los momentos como un integrante más de este equipo, porque lo soy.

Cuando Roberto García pita el final del partido, fue imposible no gritar, no conmoverse, al ver a toda una institución unida y que no cabía de alegría. Ahí fue donde quizás los medios de comunicación así como todas las personas involucradas en el futbol, se rindieron ante los laguneros, pues solo con ver las caras de los jugadores que por obvios motivos reflejaban lo que sentían y voltear hacia la tribuna y de igual manera observar una felicidad que no se podía ocultar, fue cuando todos se dieron por enterados que había ocurrido una verdadera hazaña impulsada, por cantos, por gritos, ademanes, así como el talento, el juego un equipo, y todo lo que jugadores, cuerpo técnico, directiva y afición habían ocasionado. Santos era el ¡CAMPEÓN!

Llego el día mas esperado por los hinchas de los guerreros, el campeón fue Verdi-blanco, y todos los momentos tristes fueron sepultados con esta victoria. Jamás se va a olvidar como se vivió ese momento, para los que pudimos observarlo en vivo, darse cuenta de cómo la laguna se vistió con los colores, y para aquellos que brindaban su apoyo a distancia viéndolo por un televisor, creo que nunca se les ira de la memoria todo aquello que experimentaron.

Quizás encontremos muchas personas que no comprendan que es lo que un aficionado siente al ver a su equipo ganar, y es que es imposible, que lo entiendan si nunca han pasado por un momento así.

Somos santos, guerreros y estamos para soportar cualquier embate que venga, o para vibrar con ¡un logro más!

Así que no dejemos de expresar que solo hubo un campeón y ese…. Ese fue Santos Laguna!

Contacto directo: @EdythAG @pasionguerrera

Fotografía: @EdythAG