Al finalizar la novena jornada del campeonato mexicano, nosotros como aficionados quedamos con un sabor a derrota, es decir hablamos de 17 etapas en este torneo, contamos ya 9 partidos, que hasta hoy nos han dejado llenos de dudas.

El campeón santos parece estar tan lejos de su nivel, simplemente no es explicable que estemos en esta situación que absolutamente nadie esperaba, después de haber luchado tanto por el  campeonato, llorarlo, sufrirlo, pero sobre todo tener los argumentos necesarios para poseer la etiqueta de digno campeón parece que se olvido. Hay un cierto grado del tan famoso y común fenómeno que conocemos como  “Campeonitis”, quizás no estemos en el nivel  mas alto pero estamos a unos pasos de tocarlo.

Somos aficionados, gente que esta ahí pendiente de lo que pasa, sabemos que restan 8 partidos, bastante difíciles por lo que hay en juego, estamos consientes de que en este momento no somos los únicos necesitados de puntos para estar en el área de calificación, y por lo tanto habrá mucho nerviosismo que de cierta manera se pudo haber evitado de haber mostrado otra actitud.

Un argumento que en mi opinión es muy valido son las lesiones, ya que es gente importante, pues es imposible no notar que Iván Estrada no este jugando, o que Suarez  hace falta, ya que esto se visualiza en muchos aspectos.  

Lo que resta y lo que de verdad ansiamos es que se despierte, no dejar mas puntos en casa y hacer todo lo posible por ser un visitante temido, pues línea por línea tenemos la manera de decir que asi es. Exigimos el regreso de esos guerreros, que conquistaron el titulo y de los cuales no podíamos ocultar nuestro orgullo, aunque eso si, el apoyar a los laguneros no solo es cuando sean lideres o campeones es estar ahí cuando el equipo caiga, pues téngalo por seguro se va a levantar.

Contacto Directo: @EdythAG @pasionguerrera

Fotografía: mediotiempo.com