Santos Laguna necesita de un triunfo para acceder a la fiesta grande del fútbol, misma que no será fácil, pues su rival en puerta; Morelia también necesita de los tres puntos para poder calificar.

Gerardo Lugo no ha tenido una temporada fácil con los verde y blancos, ya que al salir de la Monarquía, dejó de brillar y ser el tan anhelado Lujo del fútbol, para ser banca del Campeón, tener sólo algunos minutos en la cancha y no poder consolidarse en el equipo.

¿Recuerdan a Walter “Lorito” Jiménez? (Obligado), el argentino que llegó al conjunto de la Laguna en el 2007, tuvo una mala campaña, no era del agrado de la afición, y en uno de los partidos claves para el equipo en su lucha por el no descenso, el jugador marcó gol, ganándose la confianza y afecto de la región, ya que actualmente forma parte de los Guerreros con memoria que se exponen en el TSM.

Hago referencia a lo anterior, porque la campaña de Lugo ha sido digna del olvido, el camiseta 7 de los albiverdes, llegó comprometido al equipo, y aun no se ha ganado ni el respeto de sus compañeros en la cancha, pues ha tenido ocasiones para definir sólo frente a portería y los jugadores no le dan balones.

La historia de Lugo podría cambiar, pues significaría un nuevo comenzar, si el próximo viernes, ante su ex equipo, el jugador hiciera un partido perfecto, y que significase Liguilla para el Campeón. Claro está, que para esto primero tiene que ingresar al campo, ya que el Maestro Galindo no lo tiene perfilado en el once titular.

Última llamada en el torneo para él, la oportunidad está latente, ya que si el jugador ingresa a la cancha, sólo dependerá de él, hacer que su apodo vuelva a ser el Lujo del fútbol.

 

CONTACTO DIRECTO: @DaniitaR @DaniitaR

FOTOGRAFÍA: @DaniitaR