Cuartos de Final / Ida / Apertura 2013

HIRVIENDO:
Darwin Quintero
 

El colombiano ha dado uno de sus mejores juegos del año, cargando con el
peso de la ofensiva lagunera ante el retorno de un cansado Oribe
Peralta y anotando un par de goles de gran manufactura que nos hacen
recordar e ilusionarnos con una liguilla de Darwin como aquella del
ultimo campeonato santista. Es innegable: cuando Quintero quiere,
deslumbra.

CALIENTE:
Oswaldo Sánchez
 

El veterano arquero ha vuelto a ser figura salvando a su equipo de al
menos dos goles cantados provenientes de yerros groseros de su
defensiva. Saber que pese a las desatenciones se tiene un arquero que
puede inclinar la balanza siempre será importante en un equipo que
pretende hacerse del título.

TIBIO:
Santos Laguna
 

Todo el equipo lagunero cuando se encontraba con 3 goles de ventaja. Cierto,
vas ganando con una ventaja cómoda, pero engañosa. Como bien escribe mi
compañero Elias, mientras los guerreros no son atacados, se echan a la
hamaca. Lo que parecía una afrenta (y una serie) finiquitada se
convirtió en el típico partido donde “si no se sufre no eres guerrero”.
¡Pero qué necesidad!.

FRÍO:
Néstor Calderón
 

El tiempo pasa y el llamado “avión” parece ser que nunca logrará despegar
vestido de albiverde. Ante la ausencia de Cejas y el esperado desgaste
del Cepillo, la intención de Don Pedro era obtener dinámica y
profundidad con Darwin y Néstor. Irónicamente el moreno brillo y
encandiló con luz propia mientras Calderón sigue oculto en las
penumbras de algún hangar del Francisco Sarabia.

CONGELADO:
Felipe Baloy
 

De los peores juegos que le hemos visto al panameño. Desconcentrado,
desubicado y sin tino, el defensa central casi regala un par de goles
con sendas desatenciones que no se explican en un jugador con su
experiencia. Jugando como siempre al límite, el silbante no vio o no
quiso pitarle un rodillazo sobre la espalda de un rival. Su puesto como
líder de la zaga dejó mucho que desear en este partido.