Si bien no es el arranque que todos quisiéramos que Santos Laguna tuviera en la Liga, ahora los Guerreros deberán remar contra corriente, ya que desde un inicio de campaña se había presupuestado los primeros 15 puntos, y sin embargo de los 6 posibles, solo hay 1.

El equipo no se reforzó como otras escuadras, y al solo dejar ir a un elemento, en teoría, los albiverdes deberían estar adaptados a un sistema de juego, que hasta la fecha, el fútbol del equipo no despliega nada.

Analizando la portería, bien se sabe, que aunque pasan los años, Oswaldo Sánchez sigue teniendo la calidad y liderazgo para guiar a su escuadra. En algunas jugadas, se amarra demasiado y ni sale oportunamente por el balón. En el despeje de puerta, Sánchez también comete algunos errores al entregar el esférico al rival, aunque es de resaltar los reflejos que posee y le permiten atajar pelotas que parecen imposibles. Haciendo un balance; el arco sigue estando seguro: BIEN.

La defensa de Santos, ha causado varios dolores de cabeza desde hace algunos torneos, y es que algunos elementos, no poseen velocidad, por lo que para las ofensivas rivales, es muy fácil realizar sprints que terminan haciendo daños.

Néstor Araujo, Oswaldo Alanís, y mismo Jonathan Lacerda que acaba de reincorporarse al plante, pueden sacar balones  por arriba, pero perder la marca de sus hombres, dejando mano a mano a Oswaldo. Por su parte, quien quizá no posea de tantas cualidades extraordinarias, es Rafa Figueroa, pero es el único elemento en la zaga que pone la vida en cada jugada, de aquí que se le apode “Corazón de León”.

En cuanto a los laterales, es digno de decir que tanto José Abella, César Ibáñez y Osmar Mares pueden dejar un muy buen sabor de boca en una jornada, y borrarla totalmente para la siguiente fecha, cometiendo errores que van directo al marcador. Al no encontrar a una defensa consolidada: MAL.

El medio campo de los Guerreros, está liderado por el comandante Chato Rodríguez, que aunque discreto, siempre termina por hacer su labor de manera correcto, aunque sin muchas ayuda de sus compañeros. El medio campo de Santos termina siendo una fiesta, nadie duda de la calidad de tipos como Marc Crosas, Rodolfo Salinas, Pitu Cejas y compañía, pero al no tener marcas contundentes, se pierden en los partidos. Si todos los elementos se aplican, el medio sería una de las líneas fuertes del equipo, así que dando el beneficio de la duda… Califiquemos: BIEN.

La línea más fuerte de los Guerreros es la delantera, ya que con jugadas o individualidades, un partido se termina definiendo por hombres como Oribe Peralta, Darwin Quintero, por mencionarlos a ellos.

Algunas ocasiones, la puntería puede fallas, pero la delantera de Santos es de las envidiadas por el fútbol mexicano BIEN.

Ojalá el equipo levante el nivel del que sabemos es poseedor, y dé la mejor de sus caras tanto en Liga MX como en la Copa Libertadores.

 

CONTACTO DIRECTO: @pasionguerrera @DaniitaR

FOTOGRAFÍA: LIBRERÍA MULTIMEDIA